martes, 19 de junio de 2007

El bosque de Nietzsche


Si le tuviera en frente, maestro, le preguntaría el por qué de unos bigotes tan largos y frondosos que le cubren los labios y le llegan casi hasta el cuello.
Le diría que no todas las mujeres somos como su madre y su hermana.
Le recriminaría el hecho de haber traído la nada a este mundo con tal vehemencia que ya no podemos liberarnos de ella.
Le preguntaría cuál fue esa realidad tan trágica que al parecer le hizo perder la cabeza.
Le agradecería haber bajado de Alemania hasta Italia con la esperanza del cese de sus migrañas.
Le pediría que me enseñase el origen y significado oculto de las palabras, sus combinaciones, sus engaños, sus encantos.
Intentaría tomarle las manos, aunque seguramente usted las retiraría.
Huiría de esa mirada de fuego y hielo con la que me miraría.
Buscaría en ella el enorme afecto de su corazón consciente.
Le pediría me explicase cómo funciona eso del eterno retorno y la condena supuesta de tener que repetir sin cesar los mismos momentos, los mismos besos, la misma violencia, las mismas muertes.
Me reiría de buena gana oyéndole despotricar contra Socrates.
Quisiera leer en su cara el juicio a Cristo y especialmente a los cristianos.
Le observaría escribiendo frenéticamente.
Ojearía sus notas, aún sin entenderlas, por puro placer.
Si le tuviera en frente, maestro, caminaríamos por su bosque, le vería viendo el infinito y masticando sus convicciones y le daría las gracias más profundas.

8 comentarios:

Cinzia Ricciuti dijo...

Habia publicado este post con el nombre "Nietzsche 2".
Mi gran amigo Ignacio Contreras, leyendolo me sugirio' que le cambiara el titulo. Le pedi que inventara uno para el post y el me regalo esa bella idea del Bosque de Nietszche.
Aqui esta' Nacho, y gracias por ayudarme en la inspiracion, como siempre.
Un Abrazo fuerte
Cinzia

Cunilandia dijo...

Es hermoso, Cinzia. Humildemente te felicito porque has resumido (creo yo) lo que cualquier admirador de Nietzche haría si tuviera la dicha de tenerlo enfrente, al menos por un ratito. Además lo has hecho con calidez y emoción. Muy bonito.

gonzalo dijo...

me gustaría haber conociodo a mozart, escuchar su risa, acampañarlo en sus viajes, aprender de su música.

También me hubiera gustado vivir en un bolsillo de Anais Nin.

(j.g.) dijo...

bien por tu escrito cinzia¡ imagino que- de concretar tu visita a ese bosque- nuestro amado "águila angustiada" se enternecería.
no olvidemos que cuando apareció la bella rusa lou andreas salomé -llegando de su noviazgo con rilke y hacia su "discipulado" con freud-las migrañas de nietzsche se curaban milagrosamentge y hablaba con ella durante horas.
bien por esa libertad llena de afirmación que nos proporciona su pensamiento.
brindemos por esa nada donde producir sentidos.
aunque el desierto crezca.

Liliana dijo...

conoces la poeta Patrizia Cavallo?
http://www.italian-poetry.org/CavalliP.htm
http://www.women.it/les/poesia/cav.htm
http://www.libreriadelledonne.it/news/articoli/Unita030602.htm

Malasombra dijo...

muy buenos escritos. Un abrazo.

Cinzia Ricciuti dijo...

Cuni:
Me alegro tanto que te haya gustado. Y si, la verdad es que seria una profunda dicha tenerlo enfrente. Gracias de corazon por tus elogios.
Gonzalo:
Mozart, si!! a mi me gustaria sentarme con calma y observarlo en sus trances creativos.
No se quien es Anais Nin pero te prometo instruirme acerca de ella, debe ser una persona magnifica si merece que tu desees alojarte en su bolsillo!
Javier:
Nunca imagine alcanzar lo que Lou logro' con el maestro!!
Me contentaria con un 1% de lo que ella recibio'.
Me encanta cuando le llamas Aguila Angustiada, es un nombre que le sienta bien.
...la nada...que deja espacio para los sentidos y hace crecer el desierto...maravillosa imagen que comparto y agradezco de tu parte.
Liliana: benvenuta di nuovo, che piacere!!
Visite' las paginas que me sugieres, muy interesantes.
Muchas Gracias!

A todos, gracias por leer,
un abrazo

Cinzia Ricciuti dijo...

Hola, Malasombra, que bueno verte por aqui, a mi tambien me gusta lo que escribes. Pasa cuando quieras.
Saludos