martes, 24 de abril de 2007

Horizonte


Dormir
y el viento llevándose todo,
el mar arrastrando tus entrañas,
el sol calentando tu cuerpo vivo

Esa línea que ves
allá tan lejos
es solo una imágen que
construyes,
es solo el límite que tus ojos
imponen
cuando no alcanzan
ver.

El viaje,
aunque sea dulce,
nunca termina.

9 comentarios:

larcò dijo...

de mi post
limite non come delimitato, fermo ma come definizione essenziale.

Dolci i tuoi scritti.

un bacio, a presto.

Verónica Díaz dijo...

Bueno y si podemos construir lo que viene en el horizonte y si infinito y dulce el viaje, podemos cambiar locomoción, personajes y guiones...

Un abrazo

Maria D. Torres dijo...

La vida ES el viaje. Dulce o salada, acida, amarga y bella.
Seguimos el camino.
Beso
MD

¿...? dijo...

Lo bonito del horizonte es que se modifica constantemente si caminas, si te mantienes en movimiento.

Cinzia Ricciuti dijo...

Liliana, grazie.
Veronika, podemos hacer lo que queramos, siempre que querramos.
MD, es asi, con todos sus sabores.
?...?, el movimiento es fundamental, la danza...todo cambia cuando danzas.
Hoy alguien muy importante y sabio me dijo que nunca hay que permitir que los brazos caigan.
Yo decidi ponerlos a bailar.
Un abrazo grande a todos
Cinzia

Unknown dijo...

a veces el camino es largo,
mas la recompensa en el destino espera.

il viaggio e lungo, e la vita non si ferma.

saludos

Cinzia Ricciuti dijo...

Es asi Ruben, en el destino.
Abrazo
Cinzia

Unknown dijo...

Letras tan intensas como la imagen..me ha encantado. He pasado por aqui en silencio.

Te dejo un saludo afectuoso¡

Cinzia Ricciuti dijo...

Tu silencio no es mudo. Se percibe.
Un Abrazo
Cinzia