domingo, 19 de junio de 2011

Pájaros tontos



Los pinguinos
decidieron perder las alas

el deseo de cielo
se les hizo hielo

en el mundo de las metáforas
hasta lo sagrado es reversible.

2 comentarios:

fugapermanente dijo...

Y qué será lo sagrado para un pinguino? No podrían danzar como danzan, ni acurrucarse de cara al sol como lo hacen, ni conocer tanto azul tan de cerca, si anduvieran por los aires. Me encanta tu poema.

Cinzia Ricciuti dijo...

Por eso digo...por eso digo que hasta las metáforas más sagradas (como la del vuelo, por ejemplo) son reversibles.
Gracias Kei
Un abrazo