martes, 6 de enero de 2009

Estás

Descubro
(con sorpresiva alegría)
que no necesito hablarte para sentirte.

Que no necesito sentirte para sentirte.

Estás.

1 comentario:

Veronika dijo...

Es mágico verdad???